Rápida puesta en el mercado

Entrega Rápida

Calidad Constante

Está en nuestro ADN

Catalizadores

Un convertidor catalítico es un dispositivo de control de emisiones que evita la entrada de gases de escape nocivos en la atmósfera. En el Reino Unido se legislaron en 1993, como parte de las normas europeas sobre emisiones. Su objetivo es mejorar la calidad del aire. A medida que se han endurecido las normas sobre emisiones, ha aumentado el número de catalizadores de un vehículo. Muchos vehículos cuentan con dos o más catalizadores con el fin de cumplir las normas europeas sobre emisiones. Fabricamos la gama más amplia de catalizadores en Europa, como:

Alfa Romeo, Aston Martin, Audi, Bedford, Bentley, BMW, Chevrolet, Chrysler, Citroen, Daewoo, Daihatsu, Daimler, Dodge, Ferrari, Fiat, Ford, Galloper, Holden, Honda, Hyundai, Innocenti, Isuzu, Iveco, Jaguar, Kia, Lada, Lancia, Land Rover, LDV, Lexus, Lotus, Maserati, Mazda, Mercedes, MG, Mini, Mistubishi, Morgan, Nissan, Peugeot, Porsche, Proton, Renault, Rover, Saab, Seat, Skoda, Smart, Suzuki, Toyota, TVR, Vauxhall/Opel, Volkswagen, Volvo

Componentes de un catalizador

Emisiones Euro

La siguiente tabla incluye las normas europeas sobre emisiones para vehículos de pasajeros, que definen los límites aceptables de emisiones de escape de vehículos nuevos vendidos en estados miembros de la UE.

Informes Sobre Emisiones

Un vehículo puede no pasar una prueba de emisiones por uno o por todos estos factores:

Monóxido de carbono (CO)   Niveles de hidrocarburos (HC: combustible no quemado)  Lectura de lambda

Un fallo de CO puede significar muchas cosas, pero lo más probable es que venga provocado por un vehículo que presente un mal funcionamiento. Si el catalizador se contamina con combustible sin quemar, no podrá convertir los gases que lo atraviesen. Un nuevo catalizador funcionando a plena capacidad permitirá que el coche funcione bien durante un corto periodo de tiempo, pero si no se rectifica el fallo del vehículo, el cliente tendrá otra vez en breve los mismos problemas.

Un fallo de HC indica que el vehículo está consumiendo demasiado combustible. Un vehículo presentará un error en esta lectura si tiene un nivel de HC superior a 200 ppm. Un nivel de HC superior a 60 ppm indica un problema del vehículo que debe rectificarse tan pronto como sea posible.

Un fallo de la sonda lambda implica un problema con la relación aire-carburante del vehículo. Si el factor lambda es inferior a 0,97, el vehículo presentará una mezcla enriquecida. Si el factor lambda es superior a 1,03, el vehículo presentará una mezcla empobrecida. Si el factor lambda es superior a 1,03, el vehículo presentará una mezcla empobrecida.

Consejos para el cuidado del Catalizador

  • Utilice siempre el combustible, aceite y aditivos adecuados para su vehículo
  • Tenga cuidado al aparcar sobre hierba, ya que el calor extremo del catalizador podría causar incendio a la hierba más alta
  • Tenga cuidado cuando conduzca por charcos profundos, vados o cuando aparque en la nieve. En circunstancias extremas, la carcasa de acero aplasta el monolito si el catalizador se enfría muy rápidamente
  • Procure instalar el catalizador con el vehículo situado en una rampa, en vez de en soportes sobre los ejes
  • Para instalar un catalizador, mantenga la pieza en la posición correspondiente y fíjela al vehículo sin apretarla. Si aprieta
    un extremo, es posible que el catalizador no quede correctamente alineado
  • Procure realizar las revisiones según las especificaciones del fabricante

¿Qué puede salir mal?: Problemas de Garantía

Los catalizadores pueden fallar por muchas razones. En muchos casos, el fallo no está relacionado con el propio catalizador, sino que es el resultado de otra avería del vehículo. Es importante rectificar todos los problemas antes de instalar un nuevo catalizador.
A continuación, encontrará una lista de problemas relacionados con una avería del vehículo y que, por lo tanto, no se incluyen en la garantía del fabricante.

F allo de las emisiones

Si un vehículo no pasa en la prueba de emisiones, a menudo se supone que es un problema con el catalizador.
Sin embargo, el catalizador puede convertir sólo los gases que pasan a través de él. Si hay un fallo con el vehículo, el catalizador puede contaminarse con el combustible no quemado y no poder más convertir los gases de manera eficiente.
Asi, si el catalizador es sustituido sin reglar el fallo del vehículo, el problema puede ser enmascarado durante un corto periodo de tiempo, ya que el catalizador está trabajando a plena capacidad.
Sin embargo, el fallo original del vehículo continuará y el fracaso con la prueba de emisiones se repetirá.

Códigos de error/testigos luminosos de la gestión del motor

El testigo luminoso de la gestión del motor se activará en el salpicadero si los valores de emisiones del vehículo no corresponden
a los parámetros establecidos. El fallo más habitual relacionado con el catalizador es el código P0420, “Catalizador ineficaz”.
Es importante investigar los siguientes fallos antes de pensar que se trata de un problema del catalizador:

  • Fallo de la sonda lambda
  • Fuga de aire en el sistema de escape
  • Retardo del reglaje de la chispa del motor

Diferentes tipos de catalizadores

Catalizador bajo suelo

Este tipo de catalizador se sitúa directamente en los bajos del vehículo.

Catalizador colector o de acoplamiento directo

Diseñado para colocarse directamente en el colector de los vehículos, en el lugar en el que los gases de escape alcanzan su temperatura más elevada.

Maniverter

El catalizador es parte del colector y, por lo tanto, se sitúa en el lugar en el que los gases de escape alcanzan su temperatura más elevada.

Averías comunes de los catalizadores